Albacete 0 – 1 Racing: Tanto remar para morir en Segunda B

No es fácil explicar el último cuarto de hora vivido en Carlos Belmonte, pero así es el fútbol. El Racing desperdició la semana pasada el partido en casa contra la Ponferradina y necesitaba un milagro para mantenerse un año más en la Liga Adelante. Y a punto estuvo de producirse la machada. La confianza era mínima, igual que sus opciones. Tan solo 250 valientes se habían desplazado hasta Albacete para gastar su última bala.

El partido en sí fue bastante soso, aunque con el paso de los minutos se fue animando. El Racing dejó el control del balón a los locales para salir a la contra. Ni siquiera los dos goles del Sabadell dieron un impulso a los cántabros, que no conseguían llegar con peligro a las inmediaciones de Diego Rivas. El Albacete quería más, pero su exceso de relajación le jugó alguna mala pasada. La primera de ellas llegó en el minuto 15. David Concha interceptó un balón en tres cuartos de campo para provocar un dos para dos, el canterano encaró a Noguerol y este cortó el balón de segada. El rechace fue directo hacia portería y Diego Rivas tuvo que emplearse a fondo. El balón rechazado le cayó a Sylla que tiró al primer toque, se fue rozando el palo.

El encuentro estaba trabado y parecía que la estrategia podría ser la llave. Tan solo diez minutos después la tuvo Cidoncha. La defensa racinguista se quedó parada pidiendo el fuera de juego, pero Cidoncha no logró impactar del todo bien el balón. Fácil para Germán.

El Racing empezó a tener más el control del balón y a llegar con cierto peligro a las inmediaciones del área. De nuevo a balón parado llegó el único gol. Tras varios rechaces en el área el balón sale hacia el lateral del área. Quique lo controla y caracolea hasta la pone en el segundo palo. Aparece Álvaro García, completamente solo, para cabecear a la cepa del póster. El Racing en ese momento era equipo de Segunda División.

Luis César Sampedro pidió más intensidad y decidió mover su banquillo en el descanso con la entrada de Samu. Lejos de reaccionar el Albacete dio otro paso atrás. A los 40» de la segunda mitad casi llega el segundo gol. Diego Rivas controla orientado un balón y Sylla se tira al suelo para robarlo. El portero local hace lo mismo y el rechace sale desviado hacia el saque de banda. La afición estaba ya con el run run. Aunque terminó por estallar con la enésima pérdida de un balón en defensa. Álvaro robó en tres cuartos y se quedaron tres atacantes contra dos defensores. El goleador no vio, o no quiso ver, a David Concha completamente solo y chutó a portería. El esférico salió muy desviado.

Con los pitos, Sampedro, puso en liza a su goleador. Rubén las tuvo de todos los colores pero no consiguió el empate. En el minuto 62 cabeceó un centro medido demasiado centrado. Nueve minutos después, otro remate franco, se le fue desviado. Y en el 87′ tuvo la más clara. Fallo de Germán que no ataja un centro de Keko y el balón se queda muerte en el punto de penalti, el delantero no encontró ni palos.

Pero lo peor para el Racing llegaría en descuento. Primero el Sabadell se quedó con 10 y luego Osasuna marcó en el descuento. La imagen de la derrota se marcó en el rostro de los jugadores del Racing, que un año después de ascender de categoría vuelven a la división de bronce. El Albacete cierra con derrota un gran año, con una segunda vuelta espectacular y con la duda de si continuará o no Sampedro. Tras 42 jornadas de Liga Adelante el Racing desciende de categoría. El sueño estuvo cerca, fue posible y el final fue el más cruel.

Ficha técnica:

Albacete 0: Diego Rivas, Ortiz, Nuñez, Noguerol, Paredes, Chumbi, César Díaz (Keko, m. 61), Edu Ramos (Samu, m. 45), Moutinho, Cidoncha (Rubén Cruz, m. 51) e Iván Fuentes.

Racing 1: Germán, Borja, Orfila, Juanpe, Iñaki, David Concha, Andreu (Samuel, m. 86), Fede San Emeterio (Mariano, m. 65), Álvaro (Saúl, m. 72), Quique y Sylla.

Árbitro: Piñeiro Crespo amonestó al jugador del Albacete Samu (min. 55).

Goles: 0-1, min. 31, Álvaro García.

Incidentes: Estadio Carlos Belmonte. Jornada 42 Liga Adelante. 18.00 horas.

Daniel Garrido

Escribir, escribir y volver a escribir

También te podría gustar...