Real Oviedo – CD Mirandés: En busca del punto de inflexión para continuar en la lucha

Esta tarde se enfrentan en el Tartiere dos equipos que miden sus opciones de clasificación para el playoff de ascenso a Primera División. Ambos se encuentran en situaciones clasificatorias distintas, pero saben que una derrota en la tarde de hoy complicaría en exceso el sueño de pelear por ascender de categoría. El Oviedo por la dinámica que arrastra el equipo y el Mirandés por la puntuación, ya que recuperar el pulso con el resto de rivales sería casi imposible en caso de volver a Miranda de Ebro con las manos vacías.

Desde el cambio de entrenador, los azules están caminando sobre el alambre jornada tras jornada, no ganar hoy podría suponer caer fuera de los puestos de privilegio por primera vez desde la jornada 17. Es por ello que los de Generelo tratarán de hacer valer la única fortaleza que parece quedarles, el rendimiento en el Tartiere, donde siguen siendo uno de los mejores equipos de la categoría a pesar del bajón de juego.

Generelo sigue intentando dar con la tecla que active el estilo de juego que pretende implantar en un Oviedo que no está para seguir perdiendo puntos por el camino. El entrenador pacense quiere un equipo intenso en la presión, que se haga con el control de los partidos. Algo que únicamente logró en su primer partido en casa, ante la Ponferradina, y en momentos muy concretos de otros partidos, pero que no sirvieron para conseguir la victoria.

El técnico carbayón quiere que sus jugadores miren en el espejo el juego desarrollado en la segunda parte contra el Llagostera del pasado fin de semana, cuando el equipo, yendo por detrás en el marcador y con el conjunto catalán totalmente replegado para proteger el resultado, supo tener un ritmo alto en la presión tras pérdida de balón y generó numerosas ocasiones de gol que no sirvieron para perforar la meta rival. Un ejemplo de que algo está fallando en un equipo que se caracterizaba por su pegada.

A pesar de que los resultados no están acompañando y de un propósito de enmienda que nace desde el banquillo y que se extiende a todos los jugadores de la plantilla, el once inicial con el que el Real Oviedo comparecerá esta tarde ante su público podría no variar mucho de lo que viene siendo habitual en las últimas jornadas con un esquema 4-4-2. Héctor Verdés, que lleva tres expulsiones consecutivas, podría volver a la alineación en detrimento de Josete, que había jugado sus primeros partidos como carbayón en las tres últimas jornadas sustituyendo a David Fernández y al propio Verdés. El resto del once podría ser el mismo, con la única novedad del regreso de Michel al centro del campo, tras ser suplente en Llagostera por primera vez desde que Generelo está en el banquillo.

Si en los tiempos que corren no es muy habitual ver a un equipo que juega con dos delanteros, como el Real Oviedo, más extraño es ver a un conjunto jugando con un 3-3-3-1 como hace el Mirandés de Carlos Terrazas. El conjunto rojillo visita el Tartiere por segunda vez esta temporada con la intención de apurar sus opciones de clasificación para la fase de ascenso a Primera. La anterior vez que los de Miranda de Ebro estuvieron en Oviedo eliminaron a los carbayones de la Copa del Rey el pasado mes de octubre, en un partido cargado de polémica en el que los azules forzaron una prórroga con 9 jugadores y en el que los de Terrazas acabaron anotando el gol que les dio el pase a la siguiente ronda en fuera de juego contra 8 jugadores, al estar Jon Erice tirado en el césped con molestias.

A pesar del desarrollo del partido, el Mirandés demostró por entonces en Oviedo su estilo de juego cuando ambos equipos competían en igualdad numérica. Un estilo que pasa por acumular muchos jugadores en torno al balón practicando un fútbol muy atrevido. Carlos Terrazas tratará de volver a desplegarlo sobre el Tartiere con la única baja del delantero Aridane Santana. Por contra, el técnico rojillo recuperará a Dani Provencio y Alain Oyarzun tras cumplir ambos un partido de sanción. Los dos podrían retornar a un once en el que Ion Vélez volverá a ser la referencia ofensiva.

El conjunto rojillo no sabe lo que es perder en sus visitas al Real Oviedo. Al margen del partido de Copa del Rey, las dos únicas visitas del Mirandés a Oviedo en Liga se saldaron con un empate y una victoria. Ambas fueron en Segunda B en dos etapas muy distintas, la primera fue en el viejo Tartiere, en la temporada 78/79, y finalizó con 2-2. Más de treinta años después, ya en el Nuevo Carlos Tartiere, el Mirandés venció por 0-1 con un gol de falta de Pablo Infante.

Posibles alineaciones

Real Oviedo: Rubén Miño; Fernández, David Fernández, Héctor Verdés o Josete, Peña; Susaeta, Michel, Erice, Borja Valle; Koné y Toché.

Mirandés: Raúl; Galán, Álex Ortiz, Kijera; Eguaras, Rúper, Néstor Salinas, Provencio; Sangalli, Ion Vélez y Alain Oyarzun.

Árbitro: Ais Reig (comité valenciano)

Estadio: Nuevo Carlos Tartiere, 19 horas.

 

 

 

También te podría gustar...