Willy Caballero ya es del Manchester City

Era un secreto a voces,  un fichaje que estaba cantado y solo era cuestión de tiempo el que se hiciese realidad. La operación tardó más de la cuenta puesto que la edad del cancerbero argentino era un problema para poder alcanzar su cláusula de 20 millones.

Finalmente se ha cerrado el traspaso por 6,5 millones más 5 millones por objetivos. Estos objetivos no son inalcanzables ya que se incluyen algunos como partidos disputados o títulos conseguidos. Y si un equipo tiene potencial para conseguir títulos, ese es el Manchester City.

Manuel Pellegrini ya puede contar con el portero que tanto deseaba para completar su magnífica plantilla. Ahora el portero inglés Hart tendrá verdadera competencia para hacerse con el puesto de titular en la portería citizen. Caballero no solamente se encontrará a Pellegrini en Manchester sino que también lo hará con Martín Demichelis, excompañero del Málaga, así como con otros compatriotas como Pablo Zabaleta, Zuculini o Kun Agüero.

Caballero no quiso abandonar Málaga ni en el pasado verano ni en el último mercado invernal, pero en esta ocasión la situación cambió puesto que el equipo costasoleño necesitaba su venta para poder hacer caja. Willy se marcha como gran capitán e ídolo de la afición malaguista.

El mejor portero de la historia del Málaga CF

Llegó en el mercado invernal de 2011, en una temporada en la que llegaron a defender la portería del Málaga hasta cinco porteros: Galatto, Asenjo, Arnau, Rubén y el propio Willy. Durante estas tres temporadas y media ha sido el portero titular indiscutible gracias a sus actuaciones dentro del terreno de juego, donde ha demostrado su gran nivel, y fuera del campo, donde ha sido el gran ídolo de la afición blanquizul.

Desde su llegada se perfiló como indiscutible, dejando primero a Rubén en el banquillo y posteriormente a Carlos Kameni, quien quiso abandonar la disciplina blanquiazul ya que Willy le cerraba todas las opciones de disputar algún partido. Con el Málaga ha vivido momentos inolvidables como la salvación en la primera temporada, así como la clasificación para la Champions League por primera vez en la historia del Málaga, donde alcanzó los cuartos de final y cayó eliminado frente al Borussia Dortmund en un error arbitral del que no queremos acordarnos.

Se dicen pronto los 133 partidos que ha disputado con la camiseta del Málaga, pero aquí siempre se le recordará por sus magníficas actuaciones y por su manera de apoyar tanto al equipo como al club en los momentos difíciles. Un ejemplo de profesionalidad en el mundo del fútbol.

Solamente nos queda desearle mucha suerte en su andadura inglesa y agradecerle todo lo que nos ha dado en Málaga. ¡GRACIAS WILLY!

También te podría gustar...