Camacho se queda

Y llegó el 1 de septiembre, y Camacho se quedó en el Málaga. A pesar de que desde algunos medios de comunicación se intoxicó a la opinión pública con informaciones falsas que solo pretendían desestabilizar al Club, al final la palabra del propietario Al-Thani, prevaleció.

El jeque prometió que Camacho no se iría si no era abonando la cláusula de rescisión, y así fue. Desde esa prensa se dio por cerrado el acuerdo con el Mónaco, para al día siguiente, dar el mismo acuerdo por cerrado, pero con el West Bromwich Albion, o hasta con el West Ham United (se supone que en una confusión provocada por el desconocimiento de lo que se publica)… Así, sin pudor alguno.

Causaba hasta un poco de rubor y vergüenza ajena comprobar cómo desde el mismo medio se daba por hecho un acuerdo con un club, y al día siguiente se olvidaban de su información para cambiar el equipo de destino.

Desde la propiedad y, como suele ser habitual, a través de twitter, el propietario y su entorno se cansaban de decir que eran falsos los acuerdos y también el interés del Málaga por vender a Camacho, mientras que cierta prensa sostenía que en el Málaga estaban “locos por la música” y que querían vender a toda costa.

Ahora todos han quedado retratados, pero no esperen mucha petición de disculpas. Ya sabemos cómo funciona esto, al final, los intoxicadores se harán las víctimas y alegarán cualquier excusa para seguir manteniendo sus mentiras. Borrarán noticias falsas o las «retocarán» según les parezca oportuno.

Lo único cierto es que, al menos esta vez, el jeque ha hecho valer su palabra. Para sufrimiento de algunos (madridistas y atléticos declarados), Camacho se vestirá de corto defendiendo los colores malaguistas en la tercera jornada de Liga. El propietario ha ganado mucha credibilidad, tanta como  han perdido  algunos que hacen de la siembra de cizaña un modo de periodismo, pero tranquilos, que ya estarán buscando alguna fisura en la que meter la cuña para hacer daño al equipo de nuestra tierra.

Cierto es que en todo este proceso ha quedado algo tocada la figura del jugador aragonés, pero todos debemos entender que un profesional debe mirar por sus intereses. Seguro que las ofertas que haya podido recibir eran muy interesantes, y su primer deber es pensar en su futuro y en el de su familia, pero ya le conocemos desde hace tiempo y sabemos que es un gran profesional, por lo que si a alguno se le ocurre dedicarle algún pito, él sabrá acallarlo con su rendimiento en el terreno de juego.

 

Carlos Manuel Jiménez

Trabajando en la Universidad de Málaga. Subdirector del desaparecido Diario de Málaga. Socio del Málaga en 3ª y en Champions.

También te podría gustar...