Ningún reproche para el Cholo

Los aficionados del Atlético de Madrid se quedaron atónitos tras ver el último resultado que cosechó su equipo frente al Olympiacos. Y es que es pura lógica: el conjunto del Cholo vive una época en la que los disgustos del pasado se han convertido en alegrías del presente, en la que los sueños rotos del descenso ahora son realidades en la élite. El fútbol es así de caprichoso.

Justo al terminar la primera jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones, en las redes sociales cayó un diluvio de críticas sobre el planteamiento del Cholo, juicios que un colchonero de pro no apoya. Estamos acostumbrados a sufrir, cada domingo era un martirio, dulce castigo de ver al club de nuestros amores jugar y a la vez saber que va a perder, luchando por no descender, acostumbrados al tópico ‘una de cal y otra de arena’ en su máximo exponente, y es que así no se puede seguir.

La vida no es un camino de rosas, pero últimamente nos paseamos por el jardín más bonito del planeta, y todo gracias a una persona: el Cholo Simeone. Un hombre que consiguió que un grupo de jugadores fueran un equipo, que sacó a los mismos de las tinieblas y los elevó hasta la gloria, que unió a una afición desanimada y que volvió a darle ímpetu al templo de Vicente Calderón. No se puede reprochar nada a un señor que acabó con el duopolio que gobernaba la Liga para hacerle un hueco al club de sus entrañas.

Por muchas derrotas que vengan tenemos que estar agradecidos y por supuesto seguir confiando en la persona con la que Real Madrid y FC Barcelona siguen teniendo pesadillas.

También te podría gustar...