Villarreal CF 2 – 1 AC Sparta Praga: El desacierto impide la goleada amarilla

Cumplido el minuto 92, Denis Suárez, con la ayuda de sus compañeros, se interna desde la banda hasta la frontal del área rival. Desde allí, el gallego se sacó un latigazo que fue repelido de forma incontestable por uno de los protagonistas de la noche: el guardameta checo Bicik. Esa jugada, al borde del final, resumía a la perfección lo que fue el encuentro. Un fantástico Villarreal a base de posesión y verticalidad se estrelló constantemente en las manos del cancerbero checo.

Los de Marcelino García Toral se encontraron con un tempranero tanto de Bakambu, que aprovechó el único error que cometió el portero rival. Bicik se durmió en un despeje y Bakambu, que es un ariete de los que huelen la sangre, le acabó interceptando el esférico para anotar a los dos minutos la primera diana de los suyos.

La ilusión de transformar un gol tan tempranero alentó a los jugadores amarillos, que hasta el ecuador de la primera mitad asediaron a los visitantes. Los checos solo podían celebrar el desacierto de los locales y las intervenciones de mérito de su arquero, que se desquitó con creces de su error inicial. Hasta cuatro ocasiones manifiestas de gol marró el Submarino Amarillo antes de que el cuarto árbitro levantara el cartelón que indicaba tres minutos de añadido.

En el 48’ y a balón parado, Brabec, haciendo honor a la ley de Murphy, envió un testarazo al fondo de la red. Como dice el refrán, “quien perdona, lo paga” y el Sparta de Praga se iba al descanso con mayor premio del que merecía por lo visto sobre el verde: un empate.

En la segunda mitad el Villarreal retomó el guion de la primera. En el minuto 50, Roberto Soldado estrellaba un cabezazo en el larguero, y minutos después, probaba un disparo desde las cercanías del área. Todo seguía igual. El Villarreal buscaba al menos un tanto que hiciera justicia y facilitara las cosas de cara al encuentro de vuelta en Praga.

En el minuto 62, una hora después de anotar el primer tanto, Bakambu, tras una excelente combinación entre Bruno, Soldado y el franco-congoleño, empalmó un preciso disparo que batió al meta checo. El Villarreal ponía el dos a uno en el electrónico. Aún con sabor a poco, los de Marcelino García Toral siguieron insistiendo en busca de un tanto que pusiera tierra de por medio y les permitiera viajar a la República Checa sin presión. No obstante, el tercero no llegó. La tuvo Denis en el tiempo añadido, pero, como la mayoría de los disparos del Submarino Amarillo, la detuvo Bicik.

Ficha técnica:

-Villarreal CF: Asenjo; Mario, Bailly, Víctor Ruiz, Jaume Costa (Adrián Marín, m. 76); Denis Suárez, Trigueros, Bruno, Samu Castillejo (Leo Baptistao, m. 61); Bakambu (Adrián, m. 82) y Soldado.

-AC Sparta Praha: Bicik; Brabec, Holek (Kovac, m. 28), Costa; Dockal, Frydek, Marecek, Matejovsky (Lafata, m. 87), Krejci; Konaté y Julis (Fatai, m. 72).

-Goles: 1-0. Min. 2: Bakambu. 1-1. Min. 45: Brabec. 2-1. Min. 63: Bakambu.

-Árbitro: Ovidiu Hategan (Rumanía). Amarilla al local Jaume Costa; así como a los visitantes Brabec, Matejovsky y Costa.

-Estadio: El Madrigal.

Javier Ayuso

Periodismo en UJI. información y Opinión. Aficionado del Villarreal CF. 1995.

También te podría gustar...