Valencia – Villarreal: De la ‘germanor’, ni rastro

Hace no mucho tiempo, los enfrentamientos entre el Villarreal y el Valencia representaban una auténtica fiesta del fútbol valenciano. La paella y las tracas eran dos elementos indispensables en las horas previas a aquellos choques. Dos clubes y dos aficiones con una relación más que amistosa. El crecimiento exponencial del ‘Submarino’ en sus primeros años en Primera le llevó a competir por los mismos objetivos que su vecino de abajo. Entonces, la ‘germanor’ dio paso a una rivalidad deportiva que se mantiene muy viva hasta el día de hoy.

Los lazos entre ambos clubes en esta primera etapa iban mucho más allá del hermanamiento entre aficiones. El Valencia vislumbró en El Madrigal el emplazamiento perfecto para que las jóvenes promesas de su cantera crecieran futbolísticamente. Jugadores fundamentales en los éxitos recientes del conjunto de Mestalla como Albelda, Angulo o Palop dieron sus primeros pasos en la élite en el equipo amarillo.

Pero todo eso pasó. Más tarde llegaron eliminatorias de Copa y hasta una semifinal europea cien por cien valenciana. Una rivalidad que alcanzó su punto álgido en 2012. El Villarreal visitaba Mestalla en la penúltima jornada de Liga jugándose la vida. El empate servía a los castellonenses para mantener la categoría y a los valencianistas para ser terceros. El desenlace parecía previsible. Pero sólo parecía. Jonas, ajeno a todo, marcó en la última jugada del partido y una semana después, el ‘Submarino’ acabó bajando a Segunda División. Aquel partido supuso un antes y un después. La relación entre los dos clubes jamás volvería a ser la misma.

Tras el último paso del Villarreal por la división de plata, los dos equipos punteros de la Comunitat Valenciana vuelven a pelear por un sitio en las competiciones europeas. Una carrera por Europa por la que ha tomado una ligera ventaja el equipo de Nuno Espírito Santo. Los de Marcelino, hasta hace unas semanas inmersos en tres competiciones, han pagado cara su ambición en los torneos coperos y han perdido fuelle respecto a los tres equipos que apuntan a disputarse los dos puestos que dan acceso a la Liga de Campeones.

La historia da la espalda al Villarreal

Los precedentes juegan a favor de los valencianistas. No en vano el ‘Submarino Amarillo’ lleva ocho años sin ganar en Mestalla. El último triunfo ‘groguet’ en Valencia corresponde a la primera jornada de la campaña 2007/08.  Tomasson, Giusseppe Rossi y Cazorla fueron los goleadores aquella calurosa tarde de agosto. La última tarde que salió victorioso el equipo de la Plana de ‘El Cap i Casal’. Desde entonces, el Valencia acumula trece partidos sin perder contra sus rivales de esta tarde, con un balance de ocho victorias y cinco empates.

En todo este tiempo, además, el equipo de Mestalla no ha perdido ninguno de los derbis regionales que ha disputado en su estadio. Levante, Elche, Hércules y Villarreal han mordido el polvo en la Avenida de Suecia desde que el Submarino ganó hace ahora ocho años.

Alejandro Martín García

Periodista valenciano con corazón blanquinegro y afincado en la meseta. Antes intentaba jugar a fútbol, ahora prefiere contarlo.

También te podría gustar...