FC Barcelona 3 – 0 Sevilla FC: De más a menos rozando la incomparecencia

El Sevilla FC cayó nuevamente derrotado (3-0) ante el Barcelona y perdió el título de la Supercopa de España. El conjunto nervionense ofreció en los primeros compases del partido una imagen bastante mejorada a la de la ida en el Ramón Sánchez-Pizjuán, pero intermitente, de más a mucho menos, por momentos lastimosa y, finalmente, muy insuficiente.

Arrancó fuerte el Sevilla, presionando arriba y creando peligro desde el mismo inicio del partido. No en vano, Ben Yedder gozó de una buena ocasión en los primeros minutos obligando a Claudio Bravo a desviar a córner, y en el saque de esquina el balón cayó a los pies del brasileño Ganso (absolutamente fuera de forma, por cierto) quien, sin oposición, se entretuvo demasiado y perdió la ocasión.

No obstante, la clave del encuentro estuvo en el penalti fallado por Vicente Iborra. Con 1-0 ya en el marcador tras el tanto de Arda Turan, los hispalenses tuvieron la oportunidad de reengancharse al partido en caso de anotar la pena máxima. Sin embargo, el centrocampista levantino, nada habituado a los lanzamientos a balón parado, justificó su escaso hábito en la especialidad al errar el tiro. Estaban en el campo otros jugadores a priori más talentosos para lanzarlo (Konoplyanka, Ganso, Ben Yedder, Correa…), pero finalmente lo lanzó (y falló) Iborra. Cosas del fútbol.

Para más inri, poco antes de llegar al descanso el argentino Gabriel Mercado estrelló un balón en el larguero. Es decir, hubo ocasiones y faltó acierto, pero hay ocasiones que no se pueden fallar.

Tras el descanso, la debacle. La cacareada filosofía de Jorge Sampaoli de hacer jugar con los pies al portero tiene sentido si el guardameta está dotado para ello… pero éste no es el caso de Sergio Rico, que cada vez que juega la pelota transmite inseguridad y el miedo a los aficionados. Así, una sucesión de toques en defensa para estirar las líneas barcelonistas y crear espacios acabó en los pies del de Montequinto, pero su envío en largo fue repelido por un jugador acosado por un rival, el rebote llegó a Arda y el futbolista turco, al primer toque, la colocó de vaselina dando la impresión de que Rico pudo hacer algo más.

No quedaría ahí la noche negra del meta sevillista, quien tuvo que recoger nuevamente el balón del fondo de las mallas tras remate de cabeza de Messi entre dos jugadores sevillstas. Un cabezazo flojo pero ajustado al poste, al que parecía que llegaría el portero internacional, pero cuyo palmeo sólo sirvió para espantar moscas. Mención especial merece el hecho de que el mejor jugador del mundo, un diablo con el balón en los pies, apodado ‘La Pulga’ por su escasa altura, se imponga en el salto a dos futbolistas…

De ahí al final la imagen fue decayendo y sólo los cambios de Vitolo y Franco Vázquez imprimieron algo de «vergüenza torera» en un equipo desconocido, que acabó jugando con superioridad por lesión de Mascherano y ni por ésas inquietó lo suficiente al meta chileno del Barcelona. Se acabó el sueño de las Supercopas, dos títulos que se esfumaron (el primero cuando casi se tocaba, el segundo desde el principio) y la imagen ofrecida ante los dos monstruos del fútbol mundial no invita al optimismo. El sábado empieza la temporada de verdad. Veremos.

Ficha tecnica:

FC Barcelona (3): Bravo; Aleix Vidal, Umtiti, Mascherano, Digne (Jordi Alba, minuto 61); Busquets (Samper, minuto 72); André Gomes, Denis Suárez (Rakitic, minuto 72); Arda, Leo Messi y Munir.

Sevilla FC (0): Sergio Rico; Mariano, Mercado, Diego González; Kranevitter, Iborra; Correa (Vietto, minuto 72), Sarabia, Ganso (Franco Vázquez, minuto 56), Konoplaynka y Ben Yedder (Vitolo, minuto 62).

Goles: 1-0, minuto 9: Arda. 2-0, minuto 46: Arda. 3-0, minuto 55: Leo Messi.

Árbitro: Hernández Hernández, canario. Amarillas para Umtiti, Sarabia y Vitolo.

Luis Vilches

Periodista sevillano, fue al fútbol por primera vez a ver a D10S y la estrella fue Rafa Paz. Vivió en Londres, entrevistó a Gabilondo, jugó en el Tomares, le quiso el Betis y le dijo a un tal Sergio Ramos (de 14 años) que era mejor que él... Ahora en Madrid juntando letras donde le dejan.

También te podría gustar...