Nino, el último «fichaje» de invierno

Había ganas entre los aficionados osasunistas de escuchar a Nino tras superar su lesión y confirmarse que finalmente forma parte de la plantilla. Sobre todo había ganas de saber cómo se sentía después de toda la polémica que ha rodeado a su inscripción el último día de mercado.

El calvario del delantero almeriense comenzó el 12 de julio cuando se rompió el ligamento cruzado anterior. Su largo tiempo de baja hizo a la directiva tomar la decisión de no hacerle ficha en verano para la presente temporada. El pasado mes de noviembre comenzó en Tajonar a entrenar de nuevo.

Con su alta médica, llegó el lío. Osasuna necesitaba fichar en el mercado de invierno pero Nino parecía no entrar en los planes de la directiva. La excusa para seguir sin dorsal parecía encontrarse en su salario. Así lo confirmó el gerente de Osasuna, Ángel Vizcay, que en una reciente entrevista al Diario de Navarra explicó que no se podía superar el límite salarial y que estuvieron esperando por si se producía un fichaje. Mientras, Nino seguía entrenando con el equipo a la espera de poder encontrar una salida. Salida que debido a su edad, su lesión y su salario parecía muy complicada de encontrar.

Al final, al no realizarse ninguna adquisición de última hora, el conjunto navarro decidió inscribir a Nino el 31 de enero para que pudiera contar para Javi Gracia. Sin duda la opinión del entrenador ha sido clave para que finalmente se quede en Pamplona.

“No me he sentido utilizado por el club”

Tras haber escuchado a una de las partes, nos quedaba saber la opinión de Nino, que hoy por fin ha salido a rueda de prensa para contar sus impresiones. “Han sido unos meses muy duros” . El andaluz ha reconocido el calvario que supone superar esta lesión sin tener además ni idea de dónde acabaría jugando. Aún así no cree que haya sido utilizado por el club.

También ha hablado del apoyo que siente en el vestuario. “Los jugadores y el cuerpo técnico siempre me brindado su cariño. Me gustaría agradecer a Lolo su apoyo en público”. También ha expresado su gratitud a Javi Gracia, quien siempre le ha tratado “como uno más”, a pesar de no tener ficha para jugar.

Así que la polémica ya ha quedado superada y Nino por fin vuelve a sentirse futbolista para intentar ayudar al equipo a conseguir la permanencia.

Javier Frías

Estudiante de 4º curso de Periodismo en la Universidad Complutense de Madrid. Natural de Fitero (Navarra), apasionado del fútbol y especialmente de Osasuna.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *