Cultural y Deportiva Leonesa 2 – 1 CA Osasuna: La pasión se impone a la táctica

La Cultural Leonesa y el Osasuna se enfrentaban en el Reino de León en un duelo de ambiciones. El equipo local buscaba los primeros puntos de la temporada y darle una alegría a su afición tras un periplo demasiado largo sin estar en Segunda, mientras que el conjunto visitante llegaba con la ambición de conseguir la victoria y no perder comba en la lucha por el ascenso.

Con estos mimbres, se esperaba un partido duro, táctico en el que los choques y la falta de ocasiones  se impusieran al espectáculo, a la pasión y a la búsqueda impulsiva del gol.

Así se disputó la primera parte, los dos equipos ordenados y sin conceder fallos. Cada balón era una lucha y este avanzaba de forma horizontal y no vertical, asegurando los pases, sin regalar un centímetro al rival.

Pronto llegó el gol rojillo, una salida en falso de la Cultural y Deportiva Leonesa fue cortada por David Rodríguez que ya en el borde del área asistió a Roberto Torres para que este batiese por el palo corto a Jorge.

Con la ventaja en el marcador, el equipo de Pamplona buscó la seguridad defensiva, acumulando hombres tras el balón y queriendo salir rápido contra la portería rival. Minutos de trámite en los que la Cultural buscaba la puerta visitante sin apenas romper una línea defensiva rival.

El descansó llegó, y nos planteábamos la posibilidad de una segunda parte sin emoción, con el Osasuna encerrado y la Cultural sin argumentos para traspasar esta defensa. No fue así.

Pronto se vio los derroteros por los que iban a transitar la segunda mitad.  Un fallo garrafal de Aridane, muy confiado, dejó a Rodri con un balón claro para establecer las tablas en el marcador, pero el delantero local tiró al centro donde estaba el portero rojillo.  Que a los pocos minutos tenía que volver a salvar a su equipo.

La Cultural quería dar un paso adelante, y su entrenador, ambicioso, realizó un doble cambio dando entrada a Marco Ortiz y Emi Buendía, para dar más profundidad y verticalidad al equipo.

Todo pudo cambiar si el árbitro no llega a cortar la jugada cuando David Rodríguez se quedaba sólo ante Jorge, tras un gran pase interior de Roberto Torres. Jugada en la que el delantero rojillo batía al meta local tras decretar el trencilla un fuera de juego que no era.

Esta y alguna contra más fueron las únicas ocasiones que dispuso Osasuna en una segunda parte en la que buscó defender su resultado haciéndose fuerte en defensa.

Oier en una falta escorada, vio la segunda amarilla y dejó a su equipo con diez, dando más aliento a los leoneses. Un fallo tremendo para un jugador experto en caminar sobre la cuerda floja de la expulsión.

Los minutos pasaban y el partido llegaba a sus últimos instantes, pero la Cultural no se impacientó, siguió jugando ambicioso y sin desesperarse ante los incesantes paradones del portero rojillo, que daba un recital de atajadas y despejes.

El premió llego en el minuto 82, tras una jugada ensayada de córner en la que el balón llegó a la frontal del área para que Isaac Carcelén controlase y fusilara la puerta de Osasuna haciendo inútil la estirada de Sergio Herrera.

Empate que parecía hacer justica, dando un punto a cada equipo, un punto para la ambición de la Cultural y otro para la pegada rojilla. Sin embargo, y pese al cambio defensivo de Osasuna, que dio entrada a David García por Mérida, la Cultural quería más.

Osasuna muy precipitado, perdió su organización que aprovechó la Cultural para lanzar la contra. El equipo visitante no logró pararla, y fruto de ello llegó un centro llovido sobre el área rojilla, el balón lo controló Rodri, que tras bajarlo remató ante la inoperancia de tres defensas rojillos para anotar y dar los tres puntos a su equipo.

Los rojillos buscaron a la desesperada la puerta rival tras el saque de centro, pero la defensa local despejó el balón dando así por terminado el encuentro. Un partido en el que la Cultural dio un paso adelante en la segunda parte que el equipo rival no supo contrarrestrar. Un paso adelante fruto de la ambición y la pasión que le llegaba desde las gradas y tras años  de exilio en la segunda B y la tercera. Osasuna, se conformó con el gol de ventaja y cuando quiso reaccionar se vio con uno menos y el resultado empatado.  De esta forma, se vio, como dijo aquel, “donde no llega la calidad, llegan los cojones”.

Ficha técnica:

Cultural Leonesa: Jorge;  Bastos (Buendía, min.65), Zuiverloon, González (Julen, min. 77), Garrido, Diaz; Ariday (Marco Ortíz, min. 65), Carcelen, Señé, Rodri, Guarrotxena.

Osasuna: S. Herrera, Oier, Aridane, U. García, Clerc, Arzura, Mérida (David García, min. 88), Torres, Coris (Mateo García, min. 65); David Rodríguez (Torró, min. 70) y  Quique González.

Goles: 0-1 (min. 16), Roberto Torres; 1-1 (min. 82), Isaac Carcelen; 1-2 (min. 90), Rodri.

Árbitro: Milla Alvendiz (colegio andaluz).

Incidencias:  el colegiado amonestó con amarilla a Rodri y González  por parte de la Cultural y a Torró y con doble amarilla y roja a Oier por parte de Osasuna.

David Soria

Graduado en Historia y con un Máster en Historia del Arte. Gran aficionado del futbol en general y de los otros 18 en particular. "El balón es mi despacho. Me siento en él y veo cómo trabaja el equipo".

También te podría gustar...