El 2014 del Levante UD: La táctica del pelotazo ya no es tan efectiva

Pocos equipos hay en esta Primera División que tengan un estilo tan definido como el Levante. Una táctica que empezó Luis García Plaza en 2011, cuando se dio cuenta que con una plantilla tan limitada en talento debían apelar a una solidez impecable en defensa, para así, aprovechar cualquier jugada en ataque. La resistencia funcionó ya que con el presupuesto más bajo, lograron salvarse.

La receta fue mejorada con la llegada de Juan Ignacio Martínez los dos años siguientes. Los equipos empezaban a darse cuenta de lo que les esperaba en un duelo contra los granotas. La posesión, para quien la quisiera. En la mayoría de casos era del rival. Así durante dos temporadas en las que el club de Orriols mantuvo la categoría con comodidad.

Caparrós tomó las riendas del equipo en el verano de 2013 y se encontró con un grupo que tenía muy claro a lo que jugar. El estilo se degradó, la solidez dejó paso a una absoluta resistencia en el área propia, los centrales y Keylor Navas multiplicaban sus labores mientras el centro del campo se limitaba a ser una continuidad de la zaga. Con esa manera de jugar, el Levante empezaba el 2014. La afición del Ciutat de València se acostumbró a ver cómo David Navarro o Juanfran iniciaban las jugadas ofensivas buscando centros en largo para la pelea de los delanteros, Barral y un Casadesús que inauguraba su etapa como granota.

Sin embargo, el héroe de la permanencia tenía acento costarricense; Keylor Navas se ganó a pulso de paradas el honor de ser el mejor guardameta de la temporada. Obtenida la salvación, dejando además dos victorias de prestigio contra el campeón, el Atlético, y en el derbi contra el Valencia. Durante la primavera se vio también a un Levante al que ya no le lucía tanto ese estilo de juego. Rivales de la zona baja sumaron en el feudo levantinista con cierta facilidad en un tramo en el que el Levante pecó de intensidad. Eso dejó en la afición un regusto amargo y con la idea de que en verano se debería replantear una nueva manera de jugar.

Caparrós abandonó la nave y llegó Mendilíbar, quien no tardó en reafirmar que el equipo, para no sufrir tanto, debería cambiar algunos aspectos tácticos. Su principal novedad en los partidos fue adelantar la defensa, pero los jugadores no dieron la talla en el arranque liguero. Hasta cinco jornadas tuvieron que pasar desde que empezó la Liga para que el Levante anotara un gol y sumara una victoria. Fue en Granada. Rubén, el culpable. Parecía despegar el proyecto, pero el Rayo Vallecano abotefeó la ilusión y devolvió las dudas que siguieron en Ipurúa y posteriormente contra el Real Madrid, partido que le costó el cargo al entrenador vasco.

El club tenía cinco puntos de 24 posibles, y confió en Lucas Alcaraz para levantar la complicada situación. El granadino debutó con un 3-0 en Vigo y las alarmas encendidas. El Almería fue el primer test serio, ya con las ideas establecidas, el Levante ganó como si Caparrós estuviera dirigiendo desde el banquillo, con más corazón que fútbol. La mejor imagen se dio en los siguientes dos partidos, la visita al Pizjuán y en el derbi contra el Valencia. El Levante se mostró sólido atrás y veloz en ataque, sumó cuatro puntos que dejaban al equipo fuera del descenso, algunos ya auguraban el retorno del fiable conjunto que siempre plantaba cara ante todo rival. Sin embargo, las últimas cuatro jornadas han dejado un sabor agridulce contra rivales directos. En Cornellá se perdió 2-1, y después, tres empates contra Getafe, Córdoba y Real Sociedad. Por medio además, la eliminatoria de Copa que se solventó con más pena que gloria contra el Albacete.

La afición levantinista ya ha mostrado su descontento en los últimos partidos del Ciutat al ver que no se luchaba como antaño. La propuesta de Alcaraz, de momento, no termina de convencer, sin embargo, los aficionados esperan que con algunos fichajes el Levante pueda recuperar su chispa, y quien sabe si con los resultados a favor, el técnico andaluz decida reconvertir el estilo de juego.

Dani García

Periodista y amante del futbol alemán, femenino y del Levante UD.

También te podría gustar...