Valencia – Espanyol: ¿quién volará más alto?

Esta tarde vuelve el fútbol a Mestalla. Después de más de dos semanas sin ver jugar a su equipo en casa, el Espanyol del «Vasco» Aguirre es el siguiente obstáculo para sumar puntos y acercarse a esa zona, siempre tambaleante y deseada, llamada Europa. Octavo y noveno, periquitos y ches, se ven las caras a las 20:00 de la tarde, con la idea de conseguir los tres puntos y, de este modo, escalar posiciones para evitar que Europa sea un auténtico Everest. El Valencia llega con la resaca de la asamblea informativa de ayer, donde Amadeo Salvo, presidente en funciones, fue tajante cuando habló sobre la posible venta de la entidad: «Señores de Bankia, el Valencia no es suyo, vendan ustedes el crédito que con otra entidad nos irá mucho mejor, seguro». Empiezan a estar un poco hartos en Valencia con Bankia. Y no solo los aficionados.

Temas institucionales a parte, centrémonos en fútbol. La plantilla, desde el debut de su nuevo técnico, no había tenido una semana entera para preparar un partido, después de sucesivos encuentros de Liga y Copa. Pizzi cuenta con casi toda la plantilla, a excepción de Feghouli y Postiga, lesionados, y Vezo, por decisión técnica. Seguramente saldrá de inicio con su trivote Banega-Romeu-Parejo. Podría dar la sorpresa la aparición de Michel en el once, que no lo ha hecho mal en sus pocas intervenciones hasta el momento. Arriba se espera a Jonas, desafortunado últimamente y del que se espera su mejor versión, ya que a expensas de la llegada de un delantero centro, al Valencia solo le queda el brasileño como referente en ataque.

Por otro lado, el RCD Espanyol llega con la resaca copera en la que tuvieron un desgaste considerable tras enfrentarse al Real Madrid. Los de Aguirre llegan a Valencia en el mejor momento goleador de su estrella, Sergio García. El jugador blanquiazul lleva ocho goles a falta de uno para ser su mejor registro en Liga, y seguramente lo supere. El delantero amenaza con asaltar el feudo valencianista y llevarse tres puntos que dejarían a su rival descolgadisimo de su objetivo, que no es otro que Europa. Unos a falta de gol y otros con él, se espera un gran duelo tanto en el campo como en los banquillos. Los pericos no ganan en Mestalla desde hace siete temporadas y tanto unos como otros necesitan ganar para seguir persiguiendo a los de arriba. ¿Quién volara más alto, murciélagos o periquitos?

Raúl Molina

Periodista catalán de nacimiento pero valenciano de sangre y corazón. Su pasión, el fútbol y su gran amor, el Valencia.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *