RCD Espanyol 1 – 3 Atlético de Madrid: Un Koke inconmensurable destroza a los pericos

El Atlético de Madrid se impuso por 1-3 al Espanyol en su visita a Cornellà. Los locales se adelantaron por medio de Diop, si bien los colchoneros fueron capaces de contrarrestar el primer gol por medio de Torrres y Koke. Griezmann cerró el marcador en las postrimerías del encuentro.

Volvía el Atlético de Madrid a la Ciudad Condal tras el triste espectáculo brindado por Félix Brych el pasado miércoles en Champions. Sin embargo, el rival no fue uno de los intocables, por lo que se medían al Espanyol en igualdad de condiciones. Por su parte, los pericos trataron de tú a tú a un Atleti que no encontraba su sitio en Cornellà en un partido que parecía haber sido mejor planteado por Galca que por Simeone, aunque cuando Koke está en su salsa y Torres se encuentra fino poco puede parar a los del Cholo. Avisó el de Fuenlabrada en el minuto 17 con un disparo al larguero. LE faltó poco para anotar un auténtico golazo.

La primera de El Niño parecía ser una señal. Hasta el momento, apenas había habido aproximaciones a ninguna de las áreas. Cinco minutos después Pau López tenía que tirar de reflejos tras rebotar en un zaguero el disparo de Yannick Carrasco, y en la siguiente jugada fue Oblak quien tuvo que evitar el gol perico desviando un disparo cruzado de Gerard Moreno. Empezaba el espéctaculo.

Cuando el partido se acercaba a la media hora de juego, Pape Diop adelantaba al Espanyol por medio de un buen remate. Asensio puso un buen balón al primer palo para que el senegalés cabecease al fondo de la portería libre de marca. No es habitual que el Atlético falle en las jugadas a balón parado, y esta vez lo pagó caro.

No obstante, los visitantes no habían dicho su última palabra. Más bien todavía no habían hablado. Faltaban por aparecer los grandes protagonistas de la noche: Koke y Torres. Entre ellos fabricaron el gol del empate en el minuto 35. El primero puso un balón en largo para el desmarque del ‘9’ rojiblanco, que no perdonó y anotó con un remate cruzado. Poco dura la alegría en casa del pobre.

A pesar del gol, los locales no se amilanaron y continuaron manteniendo un estricto orden defensivo que dificultaba las acometidas del rival. Griezmann tuvo el segundo en su cabeza tras otro buen centro de un omnipresente Koke en el minuto 41, e instantes después, Víctor Sánchez pudo desequilibrar el encuentro en favor de los pericos con otro testarazo. Ambos remates salieron fuera por poco.

Tras el descanso, el Espanyol se olvidó de sus líneas ofensivas. Un empate contra este Atlético no es un mal resultado para prácticamente ningún equipo, y Galca parecía bastante consciente de esto. Por su parte, los del Cholo siguieron con su hoja de ruta y salieron a buscar el segundo gol. El que la sigue la consigue, y más si se hace con la insistencia de los colchoneros. Sin embargo, los rojiblancos no gozaron de ninguna oportunidad clara hasta que Griezmann, en el 58, puso la ventaja para los suyos. El asistente volvió a ser, cómo no, Koke, que puso un magnífico pase para que el galo se colocara el balón en posición franca. Monsieur Antoine cruzó el balón y anotó el 1-2 cuando el encuentro se encaminaba hacia la hora de partido.

El tercer tanto del encuentro dio paso al carrusel de cambios por ambos bandos. Thomas y Correa sustituyeron a Griezmann y Carrasco en el minuto 60, y Galca dio entrada a Caicedo en lugar de Rubén Duarte. El rumano quería puntuar a toda costa y a falta de un cuarto de hora retiró a Javi López, sustituido por otro delantero, Mamadou. El técnico perico debería aprender que si no hay construcción de juego los delanteros no tienen posibilidades de crear peligro. De hecho, era el Atlético el que llegaba constantemente, mientras los locales apenas se acercaban a la portería defendida por Oblak. Torres, Koke y Correa pudieron anotar el tercero, si bien éste no llegaría hasta los últimos minutos de juego. Esta vez el fútbol fue justo y Koke, que estaba completando un partido inconmensurable, puso la guinda al pastel con el gol de la sentencia en el minuto 88. Torres hizo un control de pena cerca de la portería local, si bien fue capaz de llegar al balón antes de que éste saliera por línea de fondo. El de Fuenlabrada logró conectar con Koke en un centro al primer palo, quien no perdonó para apuntarse el definitivo 1-3.

El premio para el centrocampista madrileño sería la última acción remarcable de un encuentro que ganó con merecimiento el cuadro colchonero. El Espanyol pareció conformarse con el gol de Diop, si bien es difícil rascar algo a un equipo de garantías como es el Atlético con tan poco fútbol ofensivo. Con esta victoria los de la rivera del Manzanares se acercan al Barcelona, al que se enfrentarán el martes en el encuentro de vuelta de cuartos de final de Champions League. Esperemos que ningún árbitro frustre el buen trabajo atlético esta vez.

Ficha técnica:

RCD Espanyol: Pau López; Javi López (Mamadou, ’74), Álvaro González, Enzo Roco, Rubén Duarte (Caicedo, ’64); Diop, Óscar Duarte, Víctor Sánchez (Burgui, ’83), Abraham, Asensio; y Gerard Moreno

Atlético de Madrid: Oblak; Juanfran, Godín, Lucas, Filipe Luis; Gabi, Augusto (Saúl, ’86), Koke, Carrasco (Thomas, ’60); Torres y Griezmann (Correa, ’60).

Árbitro: De Burgos Bengoetxea (Colegio Vasco), amonestó con tarjeta amarilla a Víctor Sánchez y Diop por parte del Espanyol; y a Filipe Luis y Correa por parte del Atlético.

También te podría gustar...