RC Celta de Vigo 4 – 0 Sevilla FC: Una trituradora llamada Aspas

El Celta vapuleó al Sevilla con un recital de Iago Aspas | Foto vía: sevillafc.es

Si hay un jugador que ha embarcado ya sus maletas y espera en su asiento al despegue del avión que llevará a la Selección Española a Rusia, ése es Iago Aspas. El delantero de Moaña, Zarra provisional, es decir, máximo goleador nacional de La Liga, pasó esta tarde como una apisonadora por encima del Sevilla con un hat-trick y otra exhibición de efectividad y garra. La defensa visitante, tan apática como blanda, se las vio negras para detener el descosido de Aspas, que no fue más que el aperitivo de lo que le espera a los de Montella esta semana en el Allianz Arena. Más allá de la posible eliminación ante el Bayern, preocupa la presencia del equipo en Europa la temporada que viene por la vía de la tabla. A la irregularidad de los de Nervión, hay que añadir el hambre de Betis y Girona, con mucho menos desgaste por competir en una sola competición, y que ya pelean por la quinta plaza que da acceso directo a Europa League.

Para el encuentro, El Sevilla apostó por las rotaciones y el invento salió rana: Soria volvió a ocupar el marco por segundo partido consecutivo, Arana se posicionó en el carril zurdo de la defensa, Carriço se reencontró con la titularidad y Sandro formó como volante. Si las rotaciones fueron una constante con Berizzo, ahora que el equipo ha encontrado su once con Montella no puede prescindir de él. Además, da la sensación de que el equipo sólo rinde en partidos grandes. Sin esa motivación, el Sevilla ni ladra ni muerde. Por su parte, el Celta saltó al césped con el bloque hegemónico de los últimos años, pero con la inclusión de Sergio en portería, Roncaglia en el eje de la zaga, Pablo Hernández en la medular y Sisto y Brais Méndez en los extremos.

Con Emre Mor apartado, y la ausencia de Maxi Gómez, Aspas asumió toda la responsabilidad en ataque, y los galones no pesaron a uno de los jugadores más determinantes del torneo. Aun así, el primer gol celeste llegó por mediación del mismo verdugo que condenó al Sevilla ante el Bayern: su propia defensa. Después de una buena parada de Soria a remate de Wass, un rebote en el pecho de Arana puso el primero en el luminoso. No hizo falta la intervención de Aspas, que ya se frotaba las manos en la línea esperando el rechace.

Iago Aspas pasó como un torbellino por encima de la defensa visitante. | Foto vía: sevillafc.es

Iago Aspas pasó como un torbellino por encima de la defensa visitante. | Foto vía: sevillafc.es

Antes, el sevilla había sido el claro dominador del encuentro, con múltiples llegadas cuyo orden no alteró el producto: Sergio Álvarez encumbrándose en uno de los hombres del partido. El Sevilla tocaba, controlaba y triangulaba, pero se encontraba con el arquero celeste una y otra vez: Sandro no pudo superarle ni en un mano a mano en el 8′, ni con un buen disparo que Álvarez acertó a sacar con el pie en el 42′. Ben Yedder no le inquietó lo más mínimo.

Pero si el Celta puede sentirse orgulloso de su meta, a priori, suplente; también el Sevilla puede sacar pecho de esta figura. Soria evitó el segundo tanto gallego con una gran palomita a una volea del incombustible Iago Aspas desde el corazón del área. El punta internacional rió, anticipando quizás la que se le venía al cancerbero rival en la segunda mitad. Con el descanso consumado, sólo doce minutos necesitó el zurdo para perforar la red. Lo hizo, paradójicamente, cruzando un disparo seco con la diestra después de recibir en la frontal y superar en velocidad a Carriço. Soria ni la olió.

Con más premio que futbol, el Celta se encontró con una amplia renta que ponía el partido cuesta arriba a los andaluces, incapaces de anteponerse por regla general durante la presente temporada a tesituras de tal calibre. Les pasó contra el Madrid, contra el Valencia y contra el Eibar. Y les pasaría contra el Celta. El desánimo se pagó caro. Sólo dos minutos después del segundo tanto, Aspas anotó el tercero aprovechando una cantada monumental de Soria y de la defensa. La zaga hizo aguas ante un balón lateral, el meta lo atacó con el pie, quedándose corto en su salida. El esférico, por naturaleza, busca a quien mejor lo trata, y Aspas lo mima con la delicadeza de un orfebre. El de Moaña, esta vez sin oposición, puso el tercero en el marcador.

La defensa visitante fue un coladero constante, incapaz de contener la euforia celeste. | foto vía: sevillafc.es

La defensa visitante fue un coladero constante, incapaz de contener la euforia celeste. | foto vía: sevillafc.es

Su tercer gol particular llegaría en el 77′, después de una gran jugada trenzada que Soria aguó con una magnífica parada abajo. Aspas, tan capaz de crear como de hacer las veces de delantero clásico, sacó la caña a pasear y empujó el cuero a gol. Era su tercer tanto con la derecha, hazaña de enorme mérito para un zurdo cerrado como él. A punto estuvo, para más inri, de poner el broche de oro con una asistencia a Brais Méndez, pero Soria dio por cerrada su portería con el cuarto gol.

Así las cosas, el Celta sigue escalando posiciones después de un inicio de temporada algo irregular, y se coloca noveno, asentado en una posición tranquila de la tabla y con partidos por delante para asaltar plazas europeas. Por su parte, el Sevilla ve consumada la peor de sus pesadillas, aquélla que hace meses se contemplaba casi utópica: que el Betis les diera alcance y les sobrepasara en la tabla. Una situación que embellece como nunca el derbi andaluz, cada vez más próximo.

Ficha Técnica:

Celta: Sergio Álvarez; Mallo, Roncaglia, Sergi Gómez, Jonny (Cabral, min.77); Lobotka, Hernández (Boyé, min.83), Wass (Radoja, min.74); Méndez, Sisto y Aspas.

Sevilla: Soria; Layún, Kjaer (Lenglet, min.40), Carriço, Arana; N’Zonzi, Pizarro (F. Vázquez, min.58), Sarabia (Nolito, min.71), Banega, Sandro; y Ben Yedder.

Goles: 1-0, Arana (pp, min.38); 2-0 Iago Aspas (min.57); 3-0 Iago Aspas (min.60), 4-0 Iago Aspas (min.78).

Árbitro: Álvarez Izquierdo (catalán). TA: Jonny (12′), / Pizarro (21′), Banega (82′).

Incidencias: Balaídos. 16.919 espectadores

También te podría gustar...