Real Betis 0 – 2 Sevilla FC: Regalo de Reyes de Mel al eterno rival

El Sevilla FC prácticamente sentenció (0-2) la eliminatoria de derbi de Copa del Rey con el Real Betis merced a los goles de Krohn-Dehli y Krychowiak. Un marcador que se antoja incluso corto por el juego y las ocasiones de los sevillistas, que estrellaron dos balones en el poste. Por parte bética tampoco faltó el infortunio protagonizado por Rubén Castro, que falló un penalti en un partido marcado inicialmente por la revolución planteada por Pepe Mel, que no alineó de salida a ningún titular. Incluso Antonio Adán entró en el baile de rotaciones del técnico bético, que llegaba al derbi muy cuestionado tras su derrota el pasado fin de semana ante el Eibar. Una situación que no ha hecho más que empeorar con este resultado, y que se dejó notar por los silbidos de su afición y la rechifla de los sevillistas desplazados, que incluso cantaron «nosotros te queremos, Pepe quédate».

Por su parte, Unai Emery también sorprendía con su planteamiento inicial, renunciando a las bandas y alineando por sorpresa a Krohn-Dehli, muy cuestionado esta temporada, pero que sin embargo se reivindicaría abriendo el marcador. Su posición, escorado a la izquierda y con tendencia a caer al interior, era un quebradero de cabeza para la tropa heliopolitana, que pese a poblar su centro del campo con hasta cuatro centrocampistas no veía el modo de parar al danés.

Así llegaría el primer tanto visitante. Krohn-Dehli condujo a pelota y encaró a N’Diaye, driblándole y aprovechando el tremendo hueco dejado a su espalda, que daba acceso directo a Dani Giménez, meta titular hoy, que no podría detener el gol. El Sevilla traducía en ventaja la mayor posesión de la pelota ante un Betis que parecía haber entregado la cuchara y la eliminatoria antes siquiera de iniciarse la ida.

Pepe Mel, que se convertiría en ‘trending topic’, trató de reconducir el rumbo introduciendo a Joaquín por Petros antes incluso de llegar al descanso. Sin embargo, la variación táctica no surtió el efecto deseado, ya que el control del balón siguió siendo rojiblanco y el conjunto local seguía sin comparecer ante su afición.

Ya en la segunda mitad el guion continuó por los mismos derroteros… hasta que llegó el segundo tanto sevillista. En una jugada embarullada en el área bética en la que se pidió de todo (desde fuera de juego hasta penalti) Krychowiak conseguía marcar el segundo gol de su equipo. El mayor control de la pelota por parte visitante daba un mayor número de llegadas que era aprovechadas por jugadores de segunda línea ante el desacierto (eso sí) de Ciro Immobile. El italiano desaprovechó la oportunidad y no destacó ni por activa ni por pasiva en ninguna acción de ataque, y eso se nota en un equipo que juega con un solo delantero.

Poco a poco Mel trató de recomponer a su equipo introduciendo calidad y mordiente en ataque, primero con Dani Ceballos y más tarde con Rubén Castro, aunque de nada sirvió. Emery respondería refrescando el juego de ataque primero con Reyes, que se crece en los derbis aunque en esta ocasión no estuvo especialmente acertado; más tarde Gameiro, que araviesa una mala racha galopante; y por último Konoplyanka, si bien el ucraniano tampoco se mostró muy participativo.

El partido enfilaba la recta final y el Sevilla no terminaba de sentenciar la eliminatoria a pesar de gozar para ello de buenas ocasiones. Sobre todo en las botas de Éver Banega, que estrelló en un minuto sendos balones en el poste. Por su parte, el Betis no daba señales de vida, hasta que una doble acción en su área del central sevillista Kolo, con «semipenalti» primero a Van Wolfswinkel y pena máxima posterior a Rubén Castro, daba por momentos la sensación de que había partido eliminatoria. Sin embargo, el goleador canario lanzó a las nubes desvaneciéndose así las esperanzas de la afición bética, ue poco después cómo sus hombres se quedaban con uno menos por expulsión de N’Diaye. Una circunstancia que no fue aprovechada por los hombres de Emery, que se limitaron a controlar el partido y dejar que éste acabara poniendo pie y medio en la siguiente eliminatoria del torneo del K.O.

Ficha técnica:

Real Betis (0): Giménez; Piccini, Pezzella, Figueras, Varela; Portillo (Dani Ceballos, m. 51), Digard, N’Diaye, Petros (Joaquín, m. 35); Van Wolfswinkel y Jorge Molina (Rubén Castro, m. 69).

Sevilla FC (2): Rico; Coke, Rami, Kolo, Trèmoulinas; Krychowiak, Cristóforo; Vitolo (Reyes, m. 54), Banega, Krohn-Dehli (Konoplyanka, m. 75); e Immobile (Gameiro, m. 63).

Goles: 0-1, m. 13: Krohn Dehli. 0-2, m. 48: Krychowiak.

Árbitro: Carlos del Cerro Grande (Colegio Madrileño). Mostró tarjeta amarilla a Petros (22′), Rami (28′), Piccini (47′), Krychowiak (59′), Dani Ceballos (63′), Kolo (80′), Coke (84′) y Pezzella (92′). Expulsó a N’Diaye por doble amarilla en el 85′.

Luis Vilches

Periodista sevillano, fue al fútbol por primera vez a ver a D10S y la estrella fue Rafa Paz. Vivió en Londres, entrevistó a Gabilondo, jugó en el Tomares, le quiso el Betis y le dijo a un tal Sergio Ramos (de 14 años) que era mejor que él... Ahora en Madrid juntando letras donde le dejan.

También te podría gustar...