RCD Espanyol 2 – 1 Real Betis: Remontada de Reyes

«Tenemos que finalizar los partidos con mala leche, como Reyes». Así habló Víctor Sánchez del Amo en rueda de prensa tras la derrota de su Betis en Cornellà. Como transmitiendo hartura por la cantidad de puntos perdidos en los últimos minutos, después de ponerse por delante. Le pasó contra el Celta, el Barcelona, el Deportivo, el Real Madrid y, ahora, ante el Espanyol. El hombre del partido fue el mencionado por el técnico verdiblanco: José Antonio Reyes.

El futbolista utrerano mantuvo intactas las opciones pericas de llegar a Europa gracias a un golpeo de balón duro, seco, potente, de esos que se hacen más con el alma que con la pierna, en este caso la exquisita zurda del exjugador del Sevilla, que no tuvo ningún inconveniente en recordar su pasado durante la celebración ni en las declaraciones post-partido. El disparo de Reyes puso el balón en la escuadra de la portería de Adán y provocó el delirio en las gradas de Cornellà-El Prat. El Espanyol había remontado el gol inicial de Rubén Castro con dos tantos en solo tres minutos.

El partido había sido equilibrado, con alternativas en ambos bandos. Víctor Sánchez y Diego Reyes habían tenido las ocasiones más claras del Espanyol. En ambas intervino Adán. Sanabria tuvo la mejor del Betis, al tirar alto tras orientarse hacia dentro en el área. Los objetivos eran muy distintos. Los locales debían ganar para seguir aspirando a viajar por el continente la próxima campaña, los visitantes se encuentran en construcción, haciéndose la famosa pregunta de Siniestro Total -quiénes somos, de dónde venimos, adónde vamos- en una zona tibia de la clasificación. Tal vez ahí radique la diferencia entre ganar o perder a estas alturas de la temporada.

Foto vía laliga.es

Foto vía laliga.es

El Betis se encontró con un gol a falta de aproximadamente un cuarto de hora para el desenlace. González González interpretó como penalti una acción en la que Sanabria fue al suelo tras una entrada de Javi Fuego. Aunque fue muy dudoso, Rubén Castro no perdonó. Con la pierna derecha colocó el cuero en la escuadra, muy lejos de Diego López. Alegría para los muchos béticos presentes en las gradas (como es habitual siempre que los suyos juegan en Cataluña), mientras el Espanyol veía como se le escapaba Europa.

Al poco de adelantarse, Víctor apostó por cerrar el encuentro y quiso poner cemento al centro del campo con la entrada de Petros. Sacrificó a su goleador. Dará que hablar el cabreo de Rubén Castro al enfilar el banquillo. Quique Sánchez Flores tenía en el campo Reyes, que puso su calidad al servicio del Espanyol. Una falta lejana ejecutada por él y muy mal defendida por el Betis terminó con un envío atrás de Gerard Moreno y un disparo de Javi Fuego que superó a Adán para poner el empate.

No era suficiente para Reyes, que llegado el minuto 90 recibió un pase de Álvaro Vázquez para lograr el gol más arriba mencionado y convertirse en el rey (nunca mejor dicho) de Cornellà. Un tanto que deja muy tocado al cuestionado Víctor Sánchez del Amo y sitúa al Espanyol a un punto de las plazas europeas a falta de que se dispute el resto de la jornada.

Ficha técnica:

RCD Espanyol: Diego López; Javi López (Álvaro Vázquez, m.83), David López, Diego Reyes, Aarón; Jurado (Melendo, m.56), Javi Fuego, Víctor Sánchez, Piatti; Caicedo (Reyes, m.56) y Gerard Moreno.

Real Betis: Adán; Rafa Navarro, Bruno, Pezzella, Tosca, Durmisi (Joaquín, m.71); Brasanac (Álex Martínez, m.89), Rubén Pardo, Ceballos; Sanabria y Rubén Castro (Petros, m.80).

Goles: 0-1, m.78: Rubén Castro, de penalti. 1-1, m.87: Javi Fuego. 2-1, m.90: Reyes.

Árbitro: González González (Colegio Castellano-Leonés). Amonestó a Javi Fuego, Javi López y Gerard Moreno por el Espanyol; a Petros y Rafa Navarro por el Betis.

Miguel Piñeiro

Adicto al fútbol en sus tres estados: verlo, jugarlo y contarlo. Deporte y periodismo, mezclados pero no agitados.

También te podría gustar...