El laberinto Dani Ceballos

Pasan los días y el ‘caso Dani Ceballos’ sigue sin resolverse. Y da la impresión de que en el Betis empiezan a estar ya muy cansados del asunto. El jugador no renueva, pero nadie parece dispuesto a pagar su cláusula de rescisión. El resultado es una situación rocambolesca, difícil para todos y que puede llegar a ser insostenible salvo que alguien de un paso al frente.

De momento, el único que parece reaccionar es Pepe Mel. El entrenador verdiblanco dejó a su joven perla en el banquillo en el estreno liguero ante el Villarreal. En la rueda de prensa post-partido, lo justificó diciendo que veía a Ceballos desorientado y lanzó la siguiente advertencia:

Pepe Mel: Si la semana que viene Ceballos sigue en la misma dinámica, a lo mejor ni va al Bernabéu

Duras palabras del técnico, dispuesto a dejar al Santiago Bernabéu sin ver a un futbolista al que todos los medios vistieron de merengue este verano. El Benito Villamarín también emitió su veredicto el pasado domingo. A los veinte minutos de la segunda parte, Ceballos entró en el campo sustituyendo a Cejudo. División de opiniones. Los pitos, quizá un poco más numerosos, se mezclaban con los aplausos cada vez que el campeón de Europa sub-19 tocaba la pelota.

El caso es que con su presencia en el encuentro contra el Villarreal, Ceballos ha pasado a valer doce millones de euros, que es la cifra que exige el Betis para dejar salir a una de sus estrellas. El Real Madrid, el equipo más interesado (aparentemente) en contratarle, parece haberse plantado en seis. Liverpool y Roma también han sonado como candidatos a pagar la cláusula del utrerano.

Ceballos y Pepe Mel, en el banquillo frente al Villarreal Foto vía sevilla.eldesmarque.com

Ceballos y Pepe Mel, en el banquillo frente al Villarreal
Foto vía sevilla.eldesmarque.com

Dani Ceballos lleva un verano complicado, a pesar de que debería haber sido de vino y rosas debido a su gran papel con España en el europeo sub-19, unido a la alegría por el ascenso del Betis. En Heliópolis no consiguen que haya fumata blanca por su renovación, a la vez que el técnico le ve distraído y le castiga con la suplencia en la primera jornada de Liga. Si no se llegara a buen puerto, en Heliópolis van a tener que venderle, sin casi tiempo para reaccionar al estar muy cercano el 31 de agosto (fecha en la que se cierra el mercado de fichajes), o dejarle salir gratis el próximo periodo estival.

La tranquilidad de todos los estamentos del club verdiblanco, que daban por hecho que la ampliación del contrato de Ceballos llegaría más tarde o más temprano, se ha venido abajo. Se confiaba mucho en el sentimiento bético que manifestaba el joven futbolista de Utrera y también en que su agencia de representación es la misma que la de Pepe Mel, Bahía. Sin embargo, todo permanece rígido. Y como dice la canción ‘No hay tregua’, de Barricada: esto empieza a ser un laberinto.

 

Miguel Piñeiro

Adicto al fútbol en sus tres estados: verlo, jugarlo y contarlo. Deporte y periodismo, mezclados pero no agitados.

También te podría gustar...