El Betis se duerme

En las últimas fechas, se vienen publicando en diversos medios noticias relacionadas con el futuro técnico del Betis. Se ha dicho una cantidad de nombres increíble, cada mañana aparece uno distinto y cada día copa los titulares un entrenador diferente como el mejor situado. En esta misma página escribimos esta semana que José Ramón Sandoval y Sergio Lobera se posicionaban muy bien para dirigir al cuadro verdiblanco. Esta noticia saltó el martes, estamos a viernes y el madrileño y el aragonés ya no son las opciones más claras. Se han leído cuatro nombres más en los últimos tres días: Lito Vidigal (Os Belenenses), Lucas Alcaraz (sin equipo), Quique Setién (Lugo) y Julio Velázquez (Murcia).

Es decir, el Betis con Alexis de secretario técnico, de momento, difiere poco del anterior y más reciente que bajó a Segunda: muchos rumores y pocas noticias oficiales. El consejo se mueve tan lento que podría ser adelantado cuesta arriba por un caracol. El Betis bajó matemáticamente el pasado sábado 26 de abril, hace un mes. Un descenso precoz fruto de una temporada pésima, y desde ese día los consejeros sabían en que categoría iba a jugar el equipo sevillano la próxima temporada. En ese tiempo, sólo ha dado tiempo a contratar a Alexis, todavía no hay entrenador, ni fichajes, ni director deportivo, ni renovaciones. Mientras el resto de equipos, con mucho menos «tiempo libre» y con objetivos en juego hasta hace dos semanas, poco a poco van aclarando su panorama y conociendo quien llevará las riendas en el futuro, el Betis sigue erre que erre con los rumores y el baile de nombres sin que nadie consiga hacer nada oficial.

Para más inri, tampoco se avanza en el tema plantilla. El consejo tenía varias negociaciones pendientes que encima con Miguel Guillén parecían haber quedado encaminadas. La renovación de Amaya era uno de estos frentes abiertos. El defensa central termina contrato el próximo 30 de junio y siempre se ha mostrado interesado en continuar en el club, aún jugando en Segunda. La «agilidad» del Betis hace que en estos momentos, el zaguero madrileño esté mucho más cerca de fichar por el Rayo Vallecano que de continuar de verdiblanco, cansado de esperar noticias de Heliópolis. En el mismo caso está Salva Sevilla, que a día de hoy tampoco ha firmado su continuidad. Rubén Castro, al que Alexis considera fundamental para volver a ascender, parece en estos momentos más fuera que dentro, y no se sabe que pasará con futbolistas como Jorge Molina o Lolo Reyes.

Ahora, en lo referente a la composición del nuevo consejo sí hay noticias. Han entrado a formar parte de la cúpula bética muchas y distintas personas en los últimos días: José Montoro, Sebastián Alabanda… Gente que irá al palco trajeada los días de partido. También hay tiempo para que Villar visite la Ciudad Deportiva y para que el mercado de acciones se mueva a ritmo de vértigo. Eso sí, el entrenador «esta semana o la que viene», como dijo el presidente Domínguez Platas recientemente. Recordar simplemente que de Segunda no se sale con el nombre, se sale con trabajo. El Betis va tan lento que se duerme, en lo que se refiere a la composición de una plantilla y cuerpo técnico competentes. Hacen falta noticias, movimiento y agilidad. No será tan difícil cuando casi no quedan equipos de los veinte que han jugado en Primera sin técnico para la próxima campaña. Será que el Betis es así…

Miguel Piñeiro

Adicto al fútbol en sus tres estados: verlo, jugarlo y contarlo. Deporte y periodismo, mezclados pero no agitados.

También te podría gustar...