Atlético de Madrid 1 – 0 Real Betis: Mucha intensidad, poco ataque

El Atlético de Madrid gana por la mínima en su estadio a un Betis que no le perdió la cara al partido en ningún momento, pero no gozó tampoco de ocasiones claras.

La primera parte empezó como casi todos los últimos enfrentamientos entre estos dos equipos: con los rojiblancos adueñándose del balón y llevando peligro y los verdiblancos aún en el AVE. El gol en el minuto 8 de Gaitán tras un pésimo despeje de Donk hacía presagiar lo peor una vez más para el Betis, que en los últimos 5 partidos ante el Atlético había recibido dos ‘manitas’. Pero conforme fue avanzando el partido, los de Víctor fueron asentándose en el campo, Dani Ceballos se ubicó, empezó a mover la pelota y su equipo por fin apareció en el Vicente Calderón. Realmente el Atlético, relajado desde su gol, desprendía una sensación de poder crear peligro fácilmente en cuanto Koke, Saúl, Torres o Griezmann conectasen, pero no lo hacían demasiado a menudo. Por contra al Betis parecía costarle un mundo llegar al área rival, y, aunque se había sacudido ya el dominio atlético de los primeros 20 minutos, no conseguía trenzar jugadas que acabaran en la portería de Moyá. Durmisi, Piccini y Rubén Castro se subieron al carro de Dani Ceballos para intentar tumbar el muro rojiblanco y alguna ocasión lograron fabricar con peligro, aunque no llegaron a meter el miedo en el cuerpo del aficionado local.

La segunda fue una continuación de cómo estaba el partido antes del descanso. El Betis salió concentrado y el Atleti supo hacerse de piedra, sin generar fútbol pero sin pasar ningún apuro. La posesión del equipo andaluz era completamente estéril y horizontal, y rara vez Moyá tuvo intervención alguna. No así Adán, que, pese a que el conjunto del ‘Cholo’ no atacase mucho, tuvo dos intervenciones realmente buenas para mantener vivo a su equipo hasta el final. Los verdiblancos no le perdieron la cara al encuentro en ningún momento, pero les faltó el paso adelante final, el meter verdaderamente miedo en el cuerpo de su rival, cosa que en muchos momentos pareció a punto de ocurrir pero nunca llegó del todo. Los cambios fueron más trascendentes en el equipo local que en el visitante, sobre todo la entrada de Carrasco, que le dio más profundidad a su equipo y permitió que se sacudiese de encima a un Betis que hasta ese momento se sentía ya plenamente cómodo en el campo. Tal y como se estaba dando el partido, todo el mundo esperaba un arreón final del conjunto de Víctor Sánchez, pero ese arreón nunca llegó, de hecho fue el equipo de la ribera del Manzanares el que más presionó la portería rival al final.

El Atlético suma y sigue, sin haber hecho un buen partido pero cumpliendo con su obligación de sumar de 3 en 3 si quiere conseguir los objetivos; el Betis no hizo un mal partido si tenemos en cuenta la categoría del rival, los precedentes en el Calderón en los últimos años o la cara que venía mostrando a domicilio en los últimos partidos. Cierto es que sumó otra derrota más fuera de su feudo, pero es una derrota que fortalece, y que vendrá muy bien para el importantísimo partido del fin de semana que viene contra el Sporting de Gijón.

Ficha técnica:

Atlético de Madrid: Moyá; Vrsalijko, Godín, Savic, Filipe Luis; Koke, Gabi, Saúl; Griezmann (Giménez 92′), Gaitán (Carrasco 62′) y Torres (Gameiro 69′).

Real Betis: Adán; Durmisi, José Carlos (Nahuel 69′), Pezzella, Donk, Piccini; Dani Ceballos, Jonas Martin, Brasanac (Joaquín 65′); Álex Alegría (Zozulya 81′) y Rubén Castro.

Gol: 1-0, Gaitán 8′

Árbitro: Clos Gómez. Amonestó a Dani Ceballos (Amarilla 88′), Piccini (Amarilla 60′) y a Álex Alegría (Amarilla 78′).

Álvaro Gutiérrez Boada

Periodista de profesión y bético de vocación. Porque no hay título más grande, que llevarle en el corazón.

También te podría gustar...