El Valencia pierde su solidez defensiva

Foto vía: Valencia CFF

Foto vía: Valencia CFF

Ha pasado un año desde que el Valencia deslumbró con una fortaleza defensiva inédita. En la historia de Primera División solo el Barcelona en la temporada 2014/15 encajó menos goles que el equipo de Cristian Toro, que en treinta jornadas concedió solo once tantos. Desafortunadamente, el Valencia no ha conseguido mantener esta faceta tras la salida del técnico argentino, sumergiéndose en un proceso de adaptación que se ha visto condicionado por las bajas y las lesiones.

Las dudas en la defensa che surgieron a finales de la pasada campaña, cuando Cristian Toro anunció su marcha antes de disputarse la Copa de la Reina. En esta competición el Valencia eliminó al Athletic en cuartos, aunque cayó en semifinales ante el Barcelona tras un partido de grandes exigencias.


En las dieciocho jornadas que se han disputado el Valencia ha encajado 21 goles por los 7 que llevaba a estas mismas alturas en el pasado curso. En estas fechas también acumulaba trece encuentros en los que dejó su portería a cero, por los cinco que suma actualmente.


Tras la Copa llegó el éxodo che, en el que en cuanto a defensa se refiere, se sufrió las bajas en portería de Tiane Endler y Esther Sullastres. Esto obligó a la cúpula de Paterna a buscar recambios para la que se había convertido en la meta más segura de la Liga. Las llegadas de Vreugdenhil, Noelia Bermúdez y Pi no terminaron de aclarar cuál acabaría ocupando el puesto de Endler, aunque finalmente la neerlandesa se haría con la portería blanquinegre.

En cuanto a la zaga che se hizo un gran trabajo desde los despachos al conseguir la renovación de Ivana Andrés y Paula Nicart. Las dos centrales, ya internacionales con la selección, fueron los principales pilares sobre los que se estableció el entramado defensivo de Cristian Toro. Sin embargo, la rodilla izquierda de Nicart le ha impedido contar para Jesús Oliva, que ha tenido que sustituir a la de Cornellá de Llobregat con Salo y Marta Carro, que llegó al Valencia para ocupar el mediocentro.

Ante las necesidades de la segunda vuelta, el equipo blanquinegre se ha hecho con los servicios de Mandy van den Berg. La capitana de la selección neerlandesa suplirá la baja de Paula Nicart, ya que cuenta con unas condiciones muy similares a la catalana.

No todo han sido malas noticias para las de Paterna, ya que precisamente en Paterna, se descubrió un diamante que ya está brillando en el primer equipo. La incorporación desde el filial de Paula Sancho ha solventado todos los problemas que surgieron en cuanto al lateral izquierdo. La de Sagunto se ha ganado la titularidad, permitiendo a Borini ocupar una posición más adelantando en el carril de su misma banda.

Sin embargo, en el flanco derecho la situación es bien distinta. El bajo rendimiento de Cubedo ha obligado a que Débora García ocupe su demarcación como lateral, lejos de la media cancha en la que solía habitar. Los pocos minutos con los que está contando Cintia le impiden que ocupe el lateral derecho, que es su posición natural.

Pese a todos estos factores, el Valencia ha conseguido mantenerse entre los cinco primeros, y mucho deberían de cambiar las cosas para que la plaza copera se vea amenazada.

Miki Camino

Estudiante de periodismo enamorado del fútbol en todas sus formas @MikiCamino98

También te podría gustar...